, , , ,

Las grandes marcas se apuntan al crowdfunding

motozuma crowdfunding

No es ningún secreto que el crowdfunding está consolidándose como una vía alternativa a la hora de financiar proyectos, donde las personas que no tienen la posibilidad de conseguir un aval, o no están interesados en las condiciones que los bancos imponen a la hora de pedir un crédito son las que más recurren a este modelo de captación de fondos.

La sorpresa llega cuando descubrimos que también las grandes empresas deciden subirse al carro. Es el caso de empresas como Google, Microsoft o Hyundai, que han utilizado el crowdfunding para aumentar sus ventas basándose en las comunidades y los micromecenas.

Microsoft

La empresa liderada por Bill Gates ha optado por la financiación colectiva en su nueva campaña de ventas. El objetivo de la plataforma, denominada Chip, es hacer llegar a los estudiantes la posibilidad de adquirir un ordenador utilizando el crowdfunding. La persona interesada recaudaría fondos entre sus familiares y amigos, y la empresa se comprometería a contribuir con el pago de un 10% sobre el precio final.

El estudiante tiene a su disposición un total de 14 dispositivos con precios que rondan desde los 359$ a 1.079$. Tras seleccionar el modelo que prefiere, la campaña para conseguir el capital comienza a través de su cuenta personal de Facebook. Una vez recaudado el importe necesario, la empresa le envía un bono que puede canjear en la tienda online de Microsoft.

Debemos indicar que actualmente el requisito principal para poder optar a este tipo de financiación es ser estudiante o personal docente, y de momento sólo se está llevando a cabo en EE.UU entre los meses de junio y septiembre.

Hyundai

En el sector de la automoción, nos encontramos con la propuesta de la empresa surcoreana Hyundai. En este caso, la plataforma utilizada para la realización de la campaña de crowdfunding es Motozuma.

A través de esta iniciativa, los interesados en comprar un coche pueden optar por varias maneras de autofinanciación. Por un lado, la recaudación de fondos a través de familiares y amigos que actuarían como fuentes de capital externos; y por otro, la opción de convertirse en una especie de “automecenas” basados en el ahorro. De esta manera se evita la necesidad de pedir un préstamo a alguna entidad financiera, y la captación de capital se autogestiona.

Los resultados del uso de esta campaña de marketing no han tardado en dar sus frutos, que se traducen en una venta de unos 1600 automóviles a lo largo del pasado año.

Google

La empresa más importante de ámbito tecnológico a nivel mundial, decidió adentrarse en uno de los modelos financieros derivados del crowdfunding: los préstamos entre particulares.

En mayo se anunció que Google poseía una participación de un 7% de las acciones de la startup americana Landing Club, gracias a su compra valorada en 125 millones de dólares. Aunque no están claros los efectos que pueden llegar a producirse tras la unión de las dos corporaciones, se baraja la posibilidad de la creación de una tarjeta de crédito basada en los créditos “peer to peer”.

¿Ya tienes un proyecto y quieres financiarlo?

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *